Semblanza Artística del Mes – julio 2015

Nellie Campobello

Nellie Campobello escribió y publicó nueve libros de prosa y poesía, y fundó la Escuela Nacional de Danza, la cual dirigió por muchos años. Fue coreógrafa y maestra de danza toda su vida.

Pasó su infancia en Hidalgo del Parral, Chihuahua donde estudió en el Colegio Inglés de la Colonia Rosales. Luego del deceso de su padre combatiendo en la Batalla de Ojinaga el 11 de enero de 1914, su madre volvió a casarse con el médico Stephen Campbell Reed, de Boston, cuyo apellido, sus hijastros asumieron, y que fue luego modificado a Campobello por la propia Nellie.

Nació en Villa Ocampo, Durango, el 7 de noviembre de 1900. Su verdadero nombre fue Francisca Ernestina Moya Luna.

Siendo Nellie aun niña, su madre viuda emigró con sus hijos a la ciudad de Hidalgo del Parral, Chihuahua, donde simpatizó con la Revolución siendo además amiga del mismo Francisco Villa, persona y personaje que fue importante en la vida y pensamiento de Nellie.

La joven Nellie tenía 19 años cuando publica su primer libro de poesía que tituló Yo: versos.

En 1922 muere la madre, después de lo cual sus hijos e hijas, encabezados por Nellie, emigran a la ciudad de México con apoyo de algunos familiares. En 1923 Nellie y su hermana Soledad Gloria inician sus estudios de danza que un tiempo después continuaron en Cuba, donde coincidieron con la estancia de Federico García Lorca, iniciándose una importante amistad para la muchacha bailarina, para quien fue también un aprendizaje pues no dudaron en conversar sobre literatura y otros temas culturales, y el mismo Federico tuvo una buena opinión de los poemas de Nellie.

Al regreso a México de las hermanas bailarinas se ocuparon de dar clases de danza en diferentes escuelas públicas, habiendo formado una compañía de danza, hasta que oficialmente fundan la Escuela Nacional de Danza en 1930. Las coreografías de Nelli fueron muy destacadas, sobre todo con su entusiasmo por la Revolución y los cambios que se estaban gestando con el fervor nacionalista en curso.

Como un homenaje a la Revolución Mexicana, Nellie creó la coreografía titulada 30-30 (el famoso rifle de los revolucionarios) en la que participaron 100 bailarinas y bailarines, estrenada en 1931 en el Estadio Nacional de la Ciudad de México. Para muchas de las coreografías de Nellie algunos de sus amigos, como Diego Rivera y José Clemente Orozco crearon las escenografías, las cuales Nellie siempre conservó junto con pinturas de estos artistas.

A Nellie Campobello le corresponde el privilegio de ser autora de la primera novela de la Revolución Mexicana que se titula Cartucho (1931), originalmente con un título más largo: Cartucho. Relatos de la lucha en el norte de México. Que es parte de sus experiencias y sensibilidad a favor de esta lucha armada y especial simpatía por Francisco Villa. Lo cual la llevó a enfrentar polémicas públicas respecto al famoso Centauro del Norte, y a publicar el libro Apuntes sobre la vida militar de Francisco Villa (1940).

Otros libros publicados por Nellie son: Yo, poemas (1928), Francisca Yo! (1928), Las manos de mamá (1937), Tres poemas (1957), Mis libros (1957). Y en coautoría con su hermana Gloria, Ritmos indígenas de México (1940).

En 1984, a sus 84 años de manera súbita desapareció de los lugares que frecuentaba, así como sus pertenencias y valiosas pinturas de Diego Rivera y de José Clemente Orozco. En 1998, la “Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal” investigó y descubrió que Nellie murió el 9 de julio de 1986, y que había sido enterrada en el “Cementerio Progreso de Obregón” en Hidalgo.

Se supone que fue secuestrada por Claudio Fuentes Figueroa y/o Claudio Niño Cienfuentes y su esposa María Cristina Belmont. Afortunadamente muchas de sus coreografías de danzas indígenas fueron rescatadas.6 Sus restos fueron trasladados a Durango en 1999.7 Nunca se casó, y tuvo varios romances. Se descubrió que tuvo un hijo (que vivió de 1919 a 1921) con Alfredo Chávez, gobernador de Chihuahua. También Germán List Arzubide dijo que se enamoraron.

Fue una de las pocas mujeres que participaron centralmente de los grupos intelectuales de México; habiendo sido muy amiga de Federico García Lorca y de Langston Hughes, a quienes les tradujo sus poesías al inglés.

Está considerada la única escritora mexicana de prestigio, que publicara relatos (semiautobiográficos) durante la Revolución Mexicana de 1910-1920. Es por eso que se suele referirse a ella como: “La centaura del norte”, como por ejemplo ocurre en su biografía titulada “Nellie Campobello, la centaura del norte”. “Cartucho” es considerada una obra clásica de la literatura de la Revolución Mexicana, que muestra a los villistas con una luz favorable en un momento en que en la mayoría de la literatura se les criminalizaba tildándolos por la historia oficial de todos subversivos y bandoleros. “Cartucho” es considerada una obra clásica de la literatura de la Revolución Mexicana, que muestra a los villistas con una luz favorable en un momento en que en la mayoría de la literatura se les criminalizaba tildándolos por la historia oficial de todos subversivos y bandoleros.